Facebook link

Aldea de Zalipie - Obiekt - VisitMalopolska

Atrás

Zabudowa Zalipie

Aldea de Zalipie

Biała drewniana chałupa, bielona malowana w kwiaty. Niebieskie drzwi i okiennice. Wokół drzewa.
Zalipie Región turística: Tarnów i okolice
tel. +48 146411912
La aldea de Zalipie es famoso por su arte popular: casas pintadas, cuyas paredes exteriores adornan unas composiciones florales profusas y extraordinariamente coloridas. También están adornadas las paredes de las habitaciones, los hornos y otros elementos del equipamiento.

En las aldeas de Powiśle Dąbrowskie las paredes exteriores de las cabañas y de los edificios de explotación se pintaban con flores ya a finales del siglo XIX. Similarmente se adornaban las vallas, los pozos o las casetas de perro, así como los interiores de las cabañas, las paredes, los hornos, las puertas o las contraventanas. Las habitaciones se engalanaban con coloridas flores de papel de seda, adornos recortados llamados wycinanki y arañas de paja que colgaban del techo. Esta decoración surgió a finales del siglo XVIII, cuando las mujeres blanqueaban con cal las paredes ennegrecidas y las adornaban con coloridas pinturas con motivos vegetales.Zalipie es un pueblo pintoresco, pero no solo en él se cuida desde hace generaciones y se desarrolla la costumbre de pintar casas y habitaciones con estos originales diseños vegetales. Hoy en día, en Zalipie hay unas 20 casas pintadas, incluyendo la casa de campo de Felicja Curyłowa, que actualmente es una filial del Museo Regional de Tarnów. Felicja Curyłowa fue una divulgadora de este arte único y una destacada pintora, su casa ha sido y es visitada por numerosos amantes del arte popular. En su casa de campo y en el Centro de la Cultura Municipal Casa de las Pintoras se han reunido trabajos de numerosas artistas de Zalipie.En Zalipie se puede visitar la ricamente adornada y equipada cabaña de la pintora y poetisa Stefania Łączyńska. Esta casa es un excelente ejemplo del arte decorativo tradicional. A su lado se encuentra una cabaña de troncos de una sola habitación, más modesta, cubierta de paja, en la que bajo un solo techo hay una habitación, un establo y una pocilga. Las paredes de la casa están blanqueadas con cal, adornadas con bellas pinturas vegetales. Otros edificios adornados del pueblo están habitados. Las pinturas tradicionales también pueden verse en el parque de bomberos, la guardería y el colegio, así como en la iglesia, cuyo interior está cubierto en su totalidad por motivos florales.


Sin lugares en la categoría seleccionada